Fuerza Pública transporta ayuda humanitaria a Ituango, Antioquia

En respuesta a la crisis humanitaria que se presenta en el municipio de Ituango, en Antioquia, el ministro de Defensa, Diego Molano Aponte, anunció un paquete especial de medidas por parte de la Fuerza Pública.

“Que le quede claro a ese grupo 18 residual de las FARC y a alias ‘Camilo’ que no le vamos a permitir que siga amedrentando y generando desplazamientos en esa zona”, aseguró el ministro Molano.

La Fuerza Pública aumentó la presencia de tropa en este municipio y coordinará un dispositivo especial de seguridad con 350 hombres sobre las áreas donde delinquen esos grupos delincuenciales de disidencias Farc, y dos pelotones más, adscritos a la Cuarta Brigada, en Ituango, para ayudar a las personas afectadas por la ola invernal, según informó el ministro de Defensa.

El Ejército Nacional, como institución militar respetuosa de los Derechos Humanos y del Derecho Internacional Humanitario, apoya en este momento a la Gobernación de Antioquia y al Departamento Administrativo para la Gestión del Riesgo de Desastres (DAGRD) en el traslado y entrega de ayuda humanitaria a la población campesina de Ituango, quien es víctima de desplazamiento forzado por parte de grupos armados al margen de la ley, y, asimismo, a la comunidad afectada por los derrumbes ocasionados por las fuertes lluvias.

El ministro Molano entregó detalles del tipo de ayuda humanitaria que ha sido transportada por parte de la Fuerza Aérea Colombiana, “atendiendo la solicitud por parte de la Gobernación de Antioquia y a través del Departamento Administrativo para la Gestión del Riesgo de Desastres, se logró el transporte de kits de aseo, alimentos no perecederos y medicamentos entre otros elementos que llegaron por aire, ya que las vías de acceso quedaron bloqueadas por los deslizamientos de tierra”.

Un helicóptero UH-60 Black Hawk, del Comando Aéreo de Combate No. 5 de la Fuerza Aérea Colombiana, completó el transporte de 4.5 toneladas de ayuda, para apoyar a las familias que se han visto afectadas por los deslizamientos a causa de la lluvia y las amenazas de los grupos criminales.

Finalmente, en apoyo a las Naciones Unidas, los soldados contribuyeron con la recepción y movilidad de 1,6 toneladas de elementos de primera necesidad distribuidos en kits de alimentos, colchonetas y tejas de polipropileno.