Policía desarticula organización criminal dedicada al tráfico de cocaína hacia Centroamérica y Estados Unidos

La Policía Nacional, a través de la Dirección de Investigación Criminal e INTERPOL (DIJIN), en coordinación con el FBI y la Fiscalía General de la Nación, desarticuló una organización delincuencial transnacional dedicada al tráfico y comercialización de estupefacientes, tras la captura con fines de extradición de cinco personas en la Cartagena, Bolívar; y los municipios de Rionegro, Antioquia y Lorica, Córdoba.

La investigación duró un año y tres meses, tiempo durante el cual se estableció que esta organización tenía injerencia criminal en los departamentos de Antioquia y Bolívar; además tenía su centro de operaciones en la ciudad de Cartagena, específicamente en el sector del Mamonal, donde empleaban varias bodegas como centros de acopio para el almacenamiento del estupefaciente.

Entre los capturados se encuentran sus dos cabecillas, alias “El Cura” y alias “Venko”, quienes tenían el poder financiero y logístico tanto en Colombia como en el exterior para realizar envíos de cocaína hacia Honduras y posteriormente a la costa sur de los Estados Unidos.

En medio de las labores de inteligencia de FBI, también se logró establecer que la organización criminal coordinó la compra de una embarcación de bandera norteamericana bautizada ‘Mánatee’, por un valor de mil millones de pesos, a bordo de la cual fueron transportados más de 1.200 kilogramos de cocaína desde la ciudad de Cartagena.

Alias “Venco” llevaba más de 15 años traficando con estupefacientes, ocultándose en la fachada del negocio de la marroquinería y contaba con experiencia en cartografía náutica, lo que le facilitaba trazar rutas marítimas para el narcotráfico junto con su socio. Alias “El Cura”, quien llevaba más de 20 años traficando con cocaína, era el determinador del narcotráfico y poseía lujosas propiedades en sectores exclusivos de Medellín (fue capturado en el municipio de Rionegro, cuando estaba coordinando el envío de un avión con una tonelada de cocaína hacia Guatemala).

Los otros privados de la libertad serían los conocidos como alias ‘Carlos’, alias ‘Compa’ y alias ‘Rafa’, encargados de ocultar la cocaína en la ciudad de Cartagena y realizar el transporte de la misma en lanchas artesanales.

Los capturados permanecen en un centro penitenciario a la espera de cumplir con su proceso de extradición a los Estados Unidos, donde son requeridos.